sábado 22 de junio de 2024 - Edición Nº2026

Medio Ambiente | 4 jun 2024

España; Movilizaciones ante el negacionismo C

Un «¡No pasarán!» climático resuena en Madrid ante el avance de las políticas negacionistas en Europa

A una semana de las elecciones europeas, el movimiento climático ha vuelto a salir a la calle para exigir mayor ambición a los representantes políticos.


Por: Guillermo Martínez. Fuente: "Climática"

Manifestación climática a las puertas de las elecciones europeas. Foto: Guillermo Martínez.

Convocadas por Alianza por el Clima, en torno a un millar de personas se han movilizado esta mañana por el centro de Madrid bajo el lema «En defensa de la justicia climática. ¡No pasarán!». La acción, precisamente, ha tenido su inicio en torno a las 11.30 horas en el mismo lugar en el que hace casi un siglo una pancarta avisaba del avance de los sublevados y conminaba a la población a luchar contra el mismo. El «¡No pasarán!» ha vuelto a retumbar en Madrid para alertar del crecimiento de la extrema derecha negacionista a nivel europeo y la imposición de su agenda en materia climática.

La plataforma convocante agrupa a decenas de organizaciones que dejan traslucir la transversalidad del asunto: sindicatos, colectivos agrarios, grupos juveniles y otras tantas entidades puramente climáticas. Juntas, han decidido secundar esta movilización que a lo largo del fin de semana encontrará su eco en más de un centenar de ciudades de 14 países europeos. En la capital española, la manifestación ha discurrido entre la calle Toledo, al lado de la Plaza Mayor, y la Puerta del Sol, donde han tenido lugar una pequeña performance.

«Exigimos a los gobiernos que nos den una solución y no pasos atrás respecto a la crisis climática y las políticas para paliarla», ha resumido Carlos Moreno, portavoz de Alianza por el Clima. Este joven activista ha incidido en cómo, «en los últimos años, presenciamos un giro anticlimático y una mayor fuerza y presencia de políticas relacionadas con el negacionismo que son muy significativas», ha comentado.

No es baladí que la movilización, en la que se han podido escuchar consignas como «Europa resiste, la lucha sigue», «Europa, escucha, el planeta en lucha» y «menos polución y más solución», tenga lugar apenas unos días antes de los próximos comicios europeos del 9 de junio. «No nos olvidamos de que la Ley de restauración de la naturaleza, algo que se materializaría en diversas directivas en materia de protección de zonas naturales, está bloqueada por el Consejo de Europa», ha recordado Moreno. De hecho, la socialista Reyes Maroto ha estado presente en la manifestación.

En este sentido, el activista de Alianza por el Clima ha afirmado que la opinión pública apenas ha cambiado su visión sobre el cambio climático y continúa exigiendo políticas mucho más ambiciosas. En cambio, las instituciones sí han experimentado cierto giro significativo «a peor», apuntilla Moreno. Según ha explicado, ese es el motivo por el cual estaban ahí «gritando que no pasarán los negacionistas climáticos, que no pasarán con su objetivo de destruir el planeta y acabar con las pocas protecciones climáticas que existen para ahogarnos en combustibles fósiles».

La movilización climática por el centro de Madrid también ha servido para que el movimiento vuelva a tomar el pulso a la calle después de varios años en los que parecía haber decaído. Según el análisis de Moreno, «es difícil llegar a los niveles de movilización de 2019, porque la pandemia hizo mucho daño, pero seguimos viendo cómo la gente exige medidas mucho más tajantes contra el cambio climático, cómo la gente es mucho más ambiciosa que nuestros gobernantes», ha comentado mientras numerosos futboleros, aficionados del Real Madrid que esperan con ansia la final de la Champions de esta noche, se paraban ante el avance de los manifestantes.

Los manifestantes, que portaban pancartas con mensajes como «No hay planeta B» o «Soluciones ya», han llegado a la Puerta del Sol en torno a las 13.00 horas. Antes, habían superado la plaza de Jacinto Benavente, donde las motos aparcadas han hecho resonar sus alarmas ante una batucada que ha animado la marcha de principio a fin. En el kilómetro 0, los activistas han realizado una especie de performance con dinosaurios incluidos. Así han querido mostrar el apoyo de la ciudadanía al fin de los combustibles fósiles y a dejar de lado al negacionismo climático.

Por último, han leído un comunicado ante la atenta mirada de curiosos y turistas, y también las mil personas que han secundado la protesta, según cifras aportadas por los convocantes. «Tras un año más de récords de temperatura y desastres derivados de la emergencia climática que afectan desproporcionadamente a quienes menos tienen, los gobiernos del mundo siguen sin estar a la altura de lo que exige la ciudadanía y la comunidad científica», han explicitado al inicio.

Asimismo, han ubicado en Europa dos amenazas a las que hacer frente: el negacionismo, que «niega toda evidencia científica», y el retardismo, que «defiende medidas que solo buscan retrasar la lucha contra el cambio climático». Estos dos factores, a su entender, «derivan en una tendencia peligrosa que contamina las políticas públicas y pone en riesgo los derechos de todas las personas y de nuestro planeta». Alianza por el Clima, en este sentido, ha asegurado que la ciencia sigue siendo su «guía».

También se han referido al contexto político actual, al que han tildado de «convulso y marcado por una creciente militarización contraria al clima y al respeto de los Derechos Humanos». «La emergencia climática no admite prórrogas ni pasos hacia atrás, especialmente en un país mediterráneo como España, muy vulnerable al cambio climático, donde el 75% de nuestro territorio está en peligro de desertificación», han argumentado.

La plataforma ha reiterado su exigencia del fin inmediato de las subvenciones a las empresas fósiles. Por otro lado, han hecho referencia a la necesidad de llevar a cabo una «transición justa y solidaria». Así pues, han reclamado que la financiación de la lucha contra el cambio climático corra a cargo de los países ricos, que son los principales causantes del cambio climático, así como la condonación inmediata de la deuda internacional de los países del sur global.

Al final de la lectura del texto, Alianza por el Clima ha incidido en que lo que ocurre en Europa tiene una correlación directa con las políticas climáticas ejecutadas en cada uno de sus estados. «Por ello, animamos a toda la ciudadanía europea a reflexionar y participar en las concentraciones por la defensa del medio ambiente para que nuestra voz se escuche por encima de los bulos y el negacionismo», han concluido.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias